Sólo la música que me gusta, me llega, me parece necesaria. Toda esa música que, con frecuencia, los medios se empeñan en impedir que escuchemos.

jueves, 14 de marzo de 2013

Romy Schneider: 'La chanson d'Hélène'



Romy Schneider fue uno de los rostros más bellos del cine de los años 60 y 70 y trabajó con grandes directores como Siodmak, Visconti, Welles, Preminger, Clouzot o Costa-Gavras. Para Claude Sautet, director de 'Les choses de la vie', con Michel Piccoli como 'partenaire' en el filme y en la canción, fue su actriz-fetiche. Romy nunca pudo superar la trágica muerte de su hijo David, de 14 años, apenas dos años después del suicidio del padre de éste, el actor Harry Meyen. A los 43 años fue hallada muerta en su casa.